«

»

América Latina conmemora la lucha de los indígenas contra la conquista

America-Latina-conmemora-la-lucha-de-los-indigenas-contra-la-conquista13.10.2015 / América Latina recuerda este 12 de octubre como el Día de la Resistencia Indígena. El presidente de Venezuela se refirió a esta fecha como el día de la dignidad, mientras que en Chile los mapuches celebraron su resistencia contra la conquista con una protesta violenta. Los pueblos y líderes latinoamericanos han calificado la conquista de América como el mayor genocidio cometido en la historia contra pueblo alguno, ya que, según cifras de los historiadores, en aquel 12 de octubre de 1492 existían en esta región cerca de 100 millones de indígenas, 150 años después solo sobrevivían cerca de 3 millones. Desde Cochabamba, Bolivia, se levantaron las voces de Rafael Correa, Evo Morales y Nicolás Maduro para condenar esta tragedia y para exigir justicia a favor de la Madre Tierra. «Hoy, 12 de octubre, día de la resistencia originaria, día de la dignidad, día de la nueva identidad, día de la batalla por el futuro y por la felicidad de los pueblos que antes fuimos y hoy somos pueblos independientes», declaró el mandatario venezolano. En Santiago de Chile, por su parte, miles de personas salieron a la calle para respaldar la marcha del pueblo mapuche contra el colonialismo. Los indígenas chilenos pidieron que se reconozca mundialmente que el 12 de octubre fue el día del inicio del exterminio de los pueblos originarios de América. Durante la marcha se produjeron enfrentamientos entre manifestantes y la Policía, en los que se intercambiaron lanzamientos de piedras y chorros de agua a presión. En Caracas, Venezuela, también se levantaron voces pidiendo justicia a favor de los pueblos indígenas y fue recordado el líder bolivariano Hugo Chávez que hace 12 años denunciaba que conquistadores, invasores y colonialistas de España, Portugal e Inglaterra exterminaron una media de un indígena cada diez minutos sin descanso durante 150 años. Por esto en estas tierras hoy no se habla del Día de la Hispanidad o del Día del Descubrimiento, se habla del Día de la Resistencia Indígena.

Fuente: https://actualidad.rt.com/actualidad/188433-america-latina-conmemora-lucha-indigenas-conquista

Fuente foto: http://eltijuanense.com/images/CRMrI52UEAANs7g.jpg

Leer también: Maduro: “¿Alguien duda de la tragedia del holocausto indígena?”

Comentario: 

Este 12 de octubre cuando América Latina recordó «el Día de la Resistencia Indígena».  Es escalofriante recordar la trágica historia de la conquista de América. «Los pueblos y líderes latinoamericanos han calificado la conquista de América como el mayor genocidio cometido en la historia contra pueblo alguno, ya que, según cifras de los historiadores, en aquel 12 de octubre de 1492 existían en esta región cerca de 100 millones de indígenas, 150 años después solo sobrevivían cerca de 3 millones.»  El otro día el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro recordó: “Se calcula que en estas tierras que van desde Alaska hasta la Patagonia fueron exterminados más de 80 millones de seres humanos que vivían en paz, en libertad. Lo menos que podría hacer España es pedir perdón a los pueblos de América”. Respecto a la conquista de las Amércias, el difunto líder bolivariano Hugo Chávez denunciaba hace 12 años que conquistadores, invasores y colonialistas de España y Portugal exterminaron una media de un indígena cada diez minutos sin descanso durante 150 años.

Lo que en estos artículos falta es el detalle importante que toda esta tragedia histórica solo pudo ocurrir porque fue auspiciado y respaldado por el sistema romano católico papal del Vaticano desde Europa durante la Edad Media. Quiero citar del libro: «Episodios históricos de Bolivia» Tomo 1 «Conquista y Colonización» de Luis S. Crespo de la Academia Nacional de la Historia, año 1934.

«El reparto de la tierra entre España y Portugal… La Bula de Alejandro VI… Colón partía desde el mismo Cabo al occidente a buscar nuevos dominios para los victoriosos reyes católicos. Mientras los portugueses tomaban posesión de los territorios descubiertos por ellos en Africa, posesión confirmada por los edictos del Papa, los reyes de España, Fernando e Isabel, decidieron recabar también de éste el permiso necesario para la toma de posesión de los territorios descubiertos por Colón. Con este fin, enviaron una embajada ante el Sumo Pontífice Alejandro VI, para solicitarle la autorización correspondiente. Alejandro VI, español de nacimiento y ligado a Fernando por relaciones políticas, accedió inmediatamente a la petición de los soberanos españoles; y el 3 de mayo de 1493, publicó una bula, por la que concedía a estos monarcas, «los mismos derechos, privilegios e indulgencias, respecto de las regiones nuevamente halladas, que las que habían sido concedidas a los portugueses para sus descubrimientos en África, bajo la misma condición de propagar la fe católica»Pág. 32.

Para impedir cualquier conflicto entre España y Portugal, el Papa publicó al día siguiente un segundo edicto, por el cual dividía los dominios de las dos naciones rivales en descubrimientos, por medio de una línea demarcadora hecha de modo que la mitad del mundo situada al occidente pertenecía a España, que podía hacer en ella cuantos descubrimientos quisiera, y la otra, situada al oriente, a Portugal, con idénticos derechos…Con esta original solución, Alejandro VI, deseoso de que vivieran en paz dos naciones, celosas ambas de los triunfos de su contraria, dividía la tierra con la mayor sencillez en dos porciones, cual si se tratara de una manzana. Pág. 32.

Después de un descontento con la demarcación, «consintieron, pues, los reyes católicos, en someter la cuestión a árbitros». Luego de realizar un convenio… «el Papa (Julio II) por Bula de 24 de enero de 1506, lo confirmó.» Pág. 33.

Respecto a Pizarro, Almagro y Luque dice: «Los capitanes juraron en nombre de Dios y por los Santos Evangelios ejecutar lo que se prometían, haciendo el juramento sobre el misal, en el cual trazaron con sus propias manos la señal de la Cruz. Para dar mayor fuerza al contrato el padre Luque administró el sacramento de la Eucaristía a los contratantes. Consagró la hostia, la partió en tres pedazos, comulgó él con uno y dando los otros dos a Pizarro y Almagro…. Tal fué el contrato de Panamá por el cual tres individuos oscuros se repartieron tranquilamente entre sí un imperio, de cuya extensión, poder y recursos, de cuya posición y de cuya existencia misma, no tenían exacto conocimiento.»  Pág. 40.

«Los admirables triunfos alcanzados por los castellanos en las Indias, alentaron a Pizarro a lanzarse con tan miserable armamento, más propio de pirata que de conquistador, a atacar el imperio más grande y civilizado del nuevo mundo.»  El primer botín que encontraron los conquistadores fue descrito así: «Atemorizados los habitantes huyeron a los próximos bosques, dejando en mano de los invasores sus efectos que tenían más valor de lo que se esperaba. Además de tejidos de varias clases y abundantes víveres, encontraron una gran cantidad de adornos de oro y plata y muchas piedras preciosas, contándose, entre éstas, en mayor abundancia, las esmeraldas, que constituían un verdadero tesoro. Fué, pues, considerable el botín, y de sólo las piezas de oro y plata se juntaron hasta 200 mil pesos. Hizóse de todo un montón, de donde se sacó el quinto para el Rey, y se repartió lo demás según lo que a cada uno proporcionalmente correspondía.» Pág. 46, 47

Respecto al plan temerario de Pizarro en contra de Atahuallpa dice que Pizarro decidió «sorprender y hacer prisionero al Inca por medio de un golpe de mano… el inca llegó a la plaza… se le acercó el padre Vicente Valverde, capellán de Pizarro, llevando en una mano un crucifijo… Valverde dijo al Inca que venía por orden de su jefe a explicarle los misterios de la verdadera fe…; la elección que Dios había hecho de San Pedro para que fuese su vicario en la tierra; el poder de éste último trasmitido a los papas y la donación hecha al rey de Castilla por el papa Alejandro de todas las regiones del Nuevo Mundo… exhortó a Atahuallpa a abrazar la religión cristiana, a reconocer la autoridad suprema del papa, rendir vasallaje al rey de España, y a reconocerlo como a único Señor legítimo. Si se sometía inmediatamente, Valverde le prometía que el rey tomaría el imperio bajo su protección y lo consentiría que continuara reinando; pero si rehusaba obedecer y perseverar en su impiedad, él le declaraba la guerra y le amenazaba con una terrible venganza.» Pág. 49, 50

«Permitido es dudar que el inca entendiese una palabra de la disertación del padre Valverde… «No quiero ser tributario de ningún hombre – dijo Atahuallpa… quiero ser su amigo. Si vuestro Dios murió por hombres que había creado, el mío vive (y señaló al sol…) y desde ahí vela por sus hijos.«… Recogió el padre Valverde su libro y corrió a informar del suceso a Pizarro, diciéndole entre otras cosas: «No veis que mientras estamos aquí gastando el tiempo en hablar con este perro soberbio, se llenan los campos de indios? Salid a ellos, que yo os absuelvo!» Pág. 50.

«La infantería acuchillaba a derecha e izquierda, sin misericordia… la plaza se cubrió de muertos y moribundos, y según dice un testigo presencial de la escena, corrió la sangre como el agua. Nobles y plebeyos cayeron a los pies de los caballos, cuyos jinetes repartían golpes sin perdonar a nadie.» La captura del Inca… «Atahualpa, que cayó  de las andas, y con él su imperio. Con la captura del monarca cesó toda tentativa de desistencia… Pizarro animó al prisionero, dándole a entender que Dios había permitido su derrota para sacar a los peruanos de la idolatría y traerlos a la verdadera religión… De este modo, Pizarro destruyó con un golpe de audacia y en menos de media hora, el poderoso imperio de los incas, que ya tenía una existencia de más de quinientos años.« Pág. 51, 52.

Luego Atahuallpa ofreció un gran tesoro en cambio de su libertad… «djio que se iba a obligar a cubrir de oro todo el piso del aposento en que estaban… Pizarro aceptó el convenio propuesto… El salón tenía 22 pies de largo y 17 de ancho… Pocos días después, comenzaron a llegar… los indios cargados de oro, y al mes, en junio 1533, se hallaba reunido un inmenso tesoro… la pila de oro aumentaba rápidamente y aunque no llegó a la altura prometida, montó, sin embargo, el valor de más de quince millones de pesos y era el mayo rescate que jamás se hubiera pagado por un soberano cautivo… Cuando el magnífico tesoro de oro y plata creció a los ojos de los conquistadores, su avaricia se hizo demasiado fuerte para ser dominado por ningún sentimiento de consideración o justicia… Luego los españoles resolvieron repartirse el tesoro… Pizarro se reservó el trono de oro del inca…  Pág. 52, 53, 54.

En vez de cumplir con el acuerdo de libertad, se atribuyó a Atahuallpa una conspiración y se le inició un proceso. «Fueron doce los cargos formulados contra el infeliz inca... se examinaron varios testigos; y las declaraciones de éstos variaron notablemente al pasar por la boca del intérprete Filipillo, quien tenía interés en la muerte del inca para quedarse con una de sus mujeres, de quien se había prendado locamente… el tribunal sentenció a éste [Atahuallpa] a ser quemado vivo.» Aunque algunas voces generosas «se opusieron al sacrificio del inca… al fin quedó firmada la sentencia; y presentada ella al padre Vicente Valverde para que la autorice, lo hizo sin vacilar, declarando que, en su opinión, el inca merecía, en todo caso, la muerte, para la seguridad de los conquistadores.»  Pág. 55.

Atahuallpa hizo llamar a Pizarro y le dijo: «¿Qué he hecho yo, qué han hecho mis hijos para merecer la muerte? ¿Qué hemos hecho para merecerla de tus manos, cuando tú no has encontrado más que amistad y afecto en mi pueblo; cuando he repartido contigo mis tesoros; cuando de mí no has recibido sino beneficios?El padre Valverde, que le acompañaba [a la ejecución], lo exhortó a que recibiese el bautismo para morir como cristiano, en cuyo caso se le conmutaría la terrible pena de ser quemado vivo en otra más suave, cual era la del garrote… aterrado… consintió en recibir el bautismo… en inca se entregó entonces tranquilo al sacrificio del garrote, mientras los españoles que le rodeaban entonaban el credo por la salvación de su alma…» Pág. 55, 56.

 

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.

 .

Boletín profético

Los campos marcados con * son obligatorios

Regístrate para recibir noticias actuales acerca de las profecías bíblicas.

.