«

»

Papa Francisco: El Vaticano tenía 2.000 casos de abusos sexuales atrasados

15.05.2017 / El pontífice ha asegurado que ordenó agregar más personal a la congregación para acelerar el proceso de revisión. El Vaticano tenía un retraso de 2.000 casos mientras procesaba las denuncias de abuso sexual contra sacerdotes, ha reconocido el papa Francisco, quien agregó que las quejas sobre el ritmo lento de las investigaciones de la Iglesia católica «están justificadas», informa el portal ‘Catholic Herald‘. El papa abordó el tema por primera vez en marzo, cuando Marie Collins, víctima de abusos clericales y miembro de la Comisión Pontificia para la Protección de los Menores, anunció su renuncia. Collins criticó la manera en que los casos de abuso fueron manejados por el Vaticano, diciendo que ella decidió dejar la colaboración porque el trabajo de la comisión fue «obstaculizado y bloqueado por miembros de la Curia». Este sábado el pontífice ha declarado a los periodistas en el avión papal, mientras regresaba de Portugal, que ordenó agregar más personal a la congregación para acelerar el proceso de revisión. También hay conversaciones en curso para proporcionar más asistencia regional a los obispos para asegurarse de que los casos estén debidamente documentados antes de ser presentados al Vaticano, agregó. Francisco también rechazó los informes de los medios de comunicación, de que él dio clemencia a los sacerdotes pedófilos como parte de su visión de una Iglesia misericordiosa.

Fuente: https://actualidad.rt.com/actualidad/238478-papa-francisco-casos-abusos-sexuales-atrasados

Fuente foto: Reuters

19.05.2017 / Sacerdote pederasta: «Perdí la cabeza y lo agarré por detrás». Los exalumnos de una institución para niños con discapacidad auditiva narraron por primera vez en un video las atrocidades que sufrieron a manos de los curas. 

‘Don Piccoli’ es uno de los sacerdotes que recuerdan los exalumnos de una institución religiosa para niños con discapacidad auditiva en Verona (Italia), la cual fue denunciada por pederastia en 2009, recoge un video publicado por Fanpage.it. En un audiovisual de doce minutos, hecho en febrero de este año y difundido en América Latina recientemente, el equipo de Fanpage entrevista a los exalumnos con discapacidad auditiva del Instituto Próvolo de Verona. Después de escuchar sus relatos, hace una entrevista encubierta a uno de los agresores señalados por las víctimas, ahora convertidos en adultos. «Me llevó varias veces al confesionario, me hizo desnudar y me sodomizó», recuerda un exestudiante del Próvolo en el video, mientras señala en un periódico la foto de su agresor, de nombre Eligio Piccoli. Un total de 67 exalumnos del Instituto Próvolo,centro dedicado a atender a niños de escasos recursos, denunciaron en 2009 los abusos sexuales a los que fueron sometidos por los sacerdotes. Sin embargo, la Fiscalía de ese país consideró que los delitos habían prescrito debido ya que ya habían pasado más de 20 años, período establecido en el Convenio Internacional de Lanzarote, por lo que no abrió investigaciones.

‘Don Piccoli’

«La única broma que hice fue con un chico que toqué donde no debía«, dice Piccoli durante la grabación. «En un momento perdí la cabeza yo también, lo agarré por detrás y le dije: ‘Leche‘», confiesa al periodista encubierto que lo grabó. El sacerdote, que se encuentra en un hogar de retiro para religiosos mayores en Negrar, a 14 kilómetros de la citada ciudad italiana, realizó sus confesiones creyendo que el reportero era un antiguo alumno. Al ser preguntado si consideraba que había pecado, afirma que no, porque «machos con machos era un broma, es como un vicio«. «Lo cierto es que cuando uno se ha confesado, tiene el deber de olvidar», asegura.

Casi todos abusaban

Piccoli admite que casi todos los sacerdotes abusaban sexualmente de los niños porque era común en la época y cuenta entre risas lo que hacían al menos diez profesores del Instituto para manosear a los pequeños. Explica que a los compañeros de sacerdocio que descubrían en actos lascivos con menores de edad los trasladaban a Argentina. Los sordomudos son todos corruptos», asevera Piccoli. Debido a la condición de los pequeños, no podían denunciar a los pederastas y fue gracias a unos audífonos de última generación como pudieron relatar las vejaciones en su contra.

«No entendía, era muy pequeño»

«Cuando llegué tenía tres años y medio, lo vi todo, era un tortura horrible», afirma en el video uno de los entrevistados, de unos cuarenta años, con cierta dificultad para hablar. «Abusaron de mí por primera vez a los seis o siete años, me hacían quitar los pantalones, me masturbaban y sodomizaban«, expresa. Un joven de unos veinte años, también entrevistado, relata que los curas le pedían que abriera la boca pero le daba asco y le introducían los dedos por el ano con violencia hasta que finalmente había penetración: «No entendía, era muy pequeño».

Impunidad en la Iglesia

Según el diario argentino ‘Clarín‘, Piccoli es el único de los profesores sacerdotes que ha recibido sanción penal según el derecho canónico. Consiste en una vida dedicada a la plegaria y fuera del alcance de los niños. En 2016 dos curas del argentino Instituto Próvolo fueron detenidos por las autoridades. Uno de ellos, Nicola Corradi, era procedente de Italia, de donde fue trasladado en los años 80 al descubrirse su relación con las violaciones a niños. El Vaticano ha recibido las denuncias de la Asociación de Sordos e investigó los hechos en 2010. Sin embargo, a pesar de admitir los abusos en 2012, hasta ahora no ha tomado medidas relacionadas con la excomunión de los religiosos ni indemnizado a las víctimas, según el trabajo del portal Fanpage.

Fuente: https://actualidad.rt.com/actualidad/238883-sacerdote-pederasta-confesi%C3%B3n

14.05.2017 / Al menos 62 sacerdotes han cometido abusos sexuales en Argentina. La mayoría de los casos quedan en la impunidad y la Iglesia no presta apoyo a las víctimas. En los últimos 15 años, en Argentina se han presentado 62 casos de abusos sexuales perpetrados por integrantes de la Iglesia católica, y la gran mayoría de los casos han quedado impunes, según una investigación realizada por la agencia Telám. Desde el 2002, cada año se han registrado cuatro denuncias de delitos sexuales, y del total de los casos, solo tres han sido sancionados con la pena máxima prevista por el derecho canónico: la expulsión del sacerdocio. Los responsables de estos crímenes son 59 sacerdotes y tres monjas, pero solo ocho de ellos han recibido una condena judicial. La investigación reveló además un complejo sistema de responsabilidades dentro de la Iglesia que permite que rara vez haya una condena. «La mayoría de los casos no son denunciados. La Iglesia no los denuncia, son las víctimas las que se animan a contar qué les pasó y para ellas es un proceso doloroso. Estos números muestran la arbitrariedad del juicio canónico, la expulsión no se concreta», explicaron los abogados de la Red de Sobrevivientes de Abuso Eclesiástico argentino. En Argentina no hay registros oficiales sobre la cantidad de sacerdotes o monjas denunciados y mucho menos sobre cuántas son sus víctimas. Según un mapa de pedofilia dentro de la Iglesia realizado por Telám, en la mayor parte de los casos la Iglesia no acompañó a las víctimas, los abusadores ya tenían antecedentes y los traslados de los autores de esos crímenes a otras provincias o países son la respuesta más frecuente ante una denuncia.

Los sacerdotes o monjas acusados de abuso sexual «muy rara vez reciben condenas judiciales, y si son llevados (ante los tribunales), esos casos son resueltos en trámites exprés«, finaliza la agencia.

Fuente: https://actualidad.rt.com/actualidad/238411-sacerdotes-cometer-abusos-sexuales-argentina

Comentario:

¿Dónde están los informes y registros de cientos y miles de sacerdotes que deberían ya estar encarcelados en este momento?

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.

 .

Boletín profético

Los campos marcados con * son obligatorios

Regístrate para recibir noticias actuales acerca de las profecías bíblicas.

.